Remedios naturales para tener unos dientes blancos

fresas-remedio-natural-dientes-blancos

En la búsqueda de remedios naturales para nuestra salud me encuentro a menudo con remedios bastante inverosímiles y, a veces, con algunos un tanto secundarios con relación al objetivo principal. Dentro de este grupo se podrían incluir los que hoy os presento, una serie de remedios naturales para tener unos dientes blancos.

Normalmente no presto atención a los remedios naturales cuyos objetivos son meramente estéticos y, sin embargo, como acepto que esto pueda ser debido a una mente corta de miras y a no dar la importancia debida al valor que para algunas personas, para todas, siendo sinceros, tienen algunos aspectos de la apariencia física, hoy me salgo un poco de la linea general y vamos a ver algunas recomendaciones para lucir una hermosa sonrisa.

Remedios naturales para tener unos dientes blancos

En realidad, los requesitos para tener unos dientes blancos son perfectamente conocidos: una dieta saludable, una higiene correcta, evitar los alimentos azucarados y no fumar. Sin embargo, también existen algunos remedios naturales que se pueden utilizar si no seguimos al pie de la letra todas las recomendaciones anteriores y nuestros dientes comienzan a amarillear como los bosques de otoño. Aquí van algunos remedios naturales para tener unos dientes blancos:

Importancia del calcio en la dieta

Siempre que se habla de calcio nos viene a la mente la leche de vaca tras décadas de propaganda sobre sus bondades. Sin embargo, en los últimos años cada vez más autores han puesto en duda su supuesto valor nutricional y han comenzado a abordar el reverso tenebroso de su consumo habitual. No es momento de profundizar en ello, pero digamos que los productos fermentados obtenidos a partir de la leche de vaca (yogur, kéfir) son una mejor opción. Por otra parte, la leche de cabra es preferible a la leche de vaca. Los quesos, mejor si son ecológicos, por supuesto, son una gran fuente de calcio y de fósforo, mineral también importante para la dentadura. Además, los quesos estimulan la producción de saliva y neutralizan los ácidos de algunos alimentos, evitando la corrosión del esmalte. Aquí os dejo el enlace a un artículo sobre los factores que mejoran la absorción del calcio.

Comer manzanas

A parte de los múltiples efectos beneficiosos para nuestra salud del consumo de manzanas (preferiblemente ecológicas y con su piel), su contenido en ácido málico actúa contra las manchas y evita la proliferación de bacterias. Por tanto es una gran fruta para mantener limpia la dentadura. El apio y la zanahoria también son buenas opciones.

Ensalada de lechuga y brócoli

Según parece tanto la lechuga como el brócoli contienen una sustancia que crea una película sobre los dientes que los protege, por lo que son un gran entrante antes de la comida principal (especialmente en los meses calurosos). No sé que valor otorgar a esta recomendación, sinceramente.

Pasta de dientes de fresas

Un remedio natural para tener unos dientes blancos adecuado a los bolsillos adinerados: pasta de dientes de fresas. Ante la duda, mejor usarlas como alimento (que tendrá efectos beneficiosos sobre nuestra salud general y la de las encías en concreto), pero si disponemos de ellas en abundancia se dice que, machacadas, se puede usar su pulpa como dentrífico para lavar los dientes dos veces por semana. El ácido que contienen blanquea el esmalte. Sin embargo, no conviene exceder esa frecuencia y, además, hay que enjuagar bien la boca tras el lavado para no conseguir un efecto opuesto al deseado.

Usar un buen colutorio

Hace unos meses os presentaba una forma sencilla de preparar un buen colutorio casero. Es muy positivo para la dentadura y la salud bucal realizar un enjuague de uno o dos minutos después de cada cepillado para evitar la proliferación de bacterias que origina el sarro, la gingivitis (que afecta a las encías) o la caries.

Recomendaciones generales

No conviene cerrar este artículo sin recordar que el azúcar es el principal alimento de las caries. Por tanto, tenemos que evitar que los restos azucarados estén mucho tiempo en contacto con nuestros dientes. Para ello, conviene cepillarse la boca después de las comidas y no comer entre horas (sobre todo dulces). Los refrescos y las bebidas energéticas contienen cantidades escandalosas de azúcar, no los deberíamos tomar nunca, son una bomba para nuestro cuerpo y también para nuestra hermosa sonrisa. Nunca se insistirá lo suficiente en el peligro que supone tomar estas bebidas. Son el demonio vendido de plástico.

Las bebidas alcohólicas, el té, el café, el vinagre y alimentos ricos en ácidos son también sustancias erosionantes de nuestro blancor dental, no deberíamos abusar de ellas. Por esto y por otras razones más generales.

Espero que os resulten útiles estos consejos y, como siempre comento, si conocen algún remedio natural adicional, por favor, compártanlo en los comentarios para beneficio de todas.

Artículos relacionados

  • Algunos remedios naturales para la ansiedadAlgunos remedios naturales para la ansiedad Aunque desenmarañar las causas que generan la ansiedad es complicado existen a nuestra disposición remedios naturales que nos ayudan a combatir los sintomas o alcanzar un estado de […]
  • Alan Watts, conversaciones conmigo mimoAlan Watts, conversaciones conmigo mimo Aquí os dejo otro remedio natural que se puede incluir facilmente en la categoría de remedios naturales excéntricos que tanto me gustan. Se trata de unos vídeos que recogen unas […]
  • Remedios naturales para la menstruacion irregularRemedios naturales para la menstruacion irregular Las menstruaciones irregulares son uno de los desajustes habituales que muchas mujeres padecen relacionadas con el periodo y que suelen ser debidas a pequeñas alteraciones hormonales. […]
  • Corrección de Lista de pescados blancos IIICorrección de Lista de pescados blancos III Esta semana he ampliado la entrada sobre la lista de los pescados blancos con la descripción, fotos y enlaces correspondientes el mero, el mujol, la platija, la pescadilla, el rodaballo, […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *